Por Iván Martín

15 Diciembre, 2014

2 Comentarios

TABERNA LA BERENJENA. UN OASIS GASTRONÓMICO EN LAVAPIÉS

Nos encanta Madrid. Nos encantan  los sitios con magia.  Nos encanta la gente auténtica que no olvida sus orígenes y anteponen sus principios al dinero. Podríamos alargar estas alabanzas pero es una buena muestra de lo que nos hemos encontrado en la Taberna  La Berenjena (@LaBerenjena_Md).  Después de varios intentos, mesade2 (@Mesadedos) ha podido  conocer  este sitio que es digno de su fama. Y fama no creada como muchos restaurantes por tener una agencia de comunicación que se encarga de ello, esta fama es fruto de la mejor publicidad del mundo, el boca a boca.

En el barrio de Lavapies, en Marques de Toca 7,  nos encontramos unas viejas puertas de madera roja que ya nos indica el lugar histórico en el que nos encontramos. Porque esta taberna que Rebeca y Marta abrieron en 2011 mantiene el nombre del bar que tantos años ocupó este mismo local.  Si pasas por la calle la fachada no indica ni llegas a imaginar lo que puedes encontrar en este espacio.

Detalle de barra del local

Detalle de barra del local

Rebeca después de habernos dado de comer de manera espectacular, se sienta con nosotros y nos cuenta un poco sus orígenes, su proyecto y nos expone de una manera inesperada, no es común que una persona a quien acabas de conocer lo haga, abriendo y contando sus deseos, sus sentimientos y sus sueños de toda esta aventura gastronómica que para ella es su vida. Rebeca es una madrileña nerviosa, no puede parar quieta. Ha pasado por ser realizadora de TVE1 pero eso no le daba lo que ella interiormente buscaba. Luego arrastrada por su amor a la gastronomía desde que era pequeña se puso a trabajar en una librería para poder pagar sus libros de cocina y que le salieran más baratos. En 2010 junto a su socia Marta dieron con un pequeño local y, aunque no surgió el amor a primera vista en sus cabezas, con su ilusión y sus ganas de sorprender a los comensales supieron encontrar la manera de llevar a cabo su proyecto y acertaron.

El local es 80% barra y el resto lo ocupan 2 mesas al lado de la cocina, cocina donde Rebeca trabaja junto a un ayudante donde tiene su laboratorio creativo de donde salen exquisiteces. Nos adelanta Rebeca que dado el éxito y demanda popular tienen en proyecto ampliar el local y poder atender sentados a 20-25 personas por las 8-10 posibles en la actualidad. Esta taberna creativa sale a 25-30 euros por comensal que merecen mucho la pena.

Navajas con crema de coco

Navajas con crema de coco

Nos dejamos aconsejar por Nuria, la camarera, e hicimos caso a algunas de sus recomendaciones. En primer lugar comenzamos con sus Navajas con crema de coco, lima, shiracha (salsa picante muy popular en Tailandia)  y cilantro.  Plato muy sorprendente en boca. Nos encontramos con unas navajas de un buen calibre y una salsa muy acertada que combina varios ingredientes en una medida más que precisa. Aunque el coco y demás ingredientes podrían quitar protagonismo al sabor de la navaja, en ningún momento dejas de saborear el sabor del producto principal. Si vais no podéis dejar de probarlas.

Lo siguiente que nos pusieron en la mesa fueron las Berenjenas con salsa de miso. Cada plato que nos sirven es un desfile de sabores y colores.  Consideramos que la berenjena es un producto muy agradecido que combinan con muchos ingredientes pero con la salsa de miso no lo hubiéramos imaginado nunca. Realmente conjuga perfecta la salsa con el sabor de la berenjena.

 

Berenjenas con salsa de miso

Berenjenas con salsa de miso

Llegó una de las joyas de la corona de La Berenjena, la Ensalada capresse con straciatella. Nos cuenta la chef que es un plato que no gusta sino que va más allá y maravilla a todo aquel que la prueba. Damos fe de ello. En muchos blogs ya han hablado de esta ensalada e incluso nos comenta que han llegado a recibir cartas para que les den la receta.  Nosotros no os daremos muchos detalles, nos gusta que la gente descubra las cosas personalmente, pero deciros que es vital comerla si vais a esta taberna. Creemos que el gran secreto de este plato es el coulis que lleva de fondo con tomate y azúcar,  apto para “barquitos” con el pan hasta que no quede rastro. Por cierto, una recomendación a la chef, aunque estemos en una taberna y dada la calidad de los platos, el pan es mejorable.

Y por último nos decantamos por probar algo de carne y optamos por el Semicrudo de entraña y hierbas provenzales. Este es un plato con un toque picante que le da el tabasco pero que no quita sabor a la carne. Digamos que notas el picante emparejado con las hierbas pero no es algo incomodo para los que no son amantes de este sabor. De hecho como aviso en todos los platos en carta con toques picantes ponen un asterisco para indicarlo.  En La Berenjena usan carne de la Sierra de Guadarrama de Madrid con I.G.P. (Indicación Geográfica Protegida). Y al igual que buscan la calidad también son consecuentes con sus ideales de no agresión al Medio Ambiente, usando pollos y huevos de corral, pescado de pincho y salvajes y verduras de la huerta seleccionadas de primera categoría.

Ensalada capresse con straciatella

Ensalada capresse con straciatella

Para acabar con esta agradable cena, nos decantamos por la recomendación de Nuria de un postre como es la Tierra de Oreo y queso Idiazabal. Este plato nos dice Rebeca que es un pequeño homenaje a lo que Carlos Medina, concursante de Top Chef, realizó en la curiosa prueba cocinando con ingredientes disponibles en una tienda de gasolinera.

Tierra de oreo

Tierra de oreo

La chef se sincera y nos cuenta que es algo especial con sus postres, ya que no es una gran fanática de lo dulce, y que por eso siempre les da un toque salado pero en cambio luego “peca” de ponerle un toque dulce a platos no parecen necesitarlos pero en los que luego da en el clavo como con las navajas o con la ensalada. La chef siempre acierta, es su propio estilo, asi que no sólo nos queda recomendar a todo el mundo a ir a conocer a estas chicas que tan bueno hacen en este oasis gastronómico en el barrio de Lavapiés. Nosotros sin duda iremos porque nos pasa lo que en pocos sitios, al leer la carta se te quedan más de diez platos que estás deseando probar asi que la pregunta es, ¿cuánto tardaremos en volver? ¡Enhorabuena chicas!

Por sus baños le conoceréis…..Tenemos que bajar unas escaleras para llegar al baño pero hay dos muñequitos que nos indican para que no haya ninguna duda.  Bajando las escaleras podemos ver un gran vinilo con la imagen de un coche en blanco y negro.  El baño es un lugar discreto. Nos llama la atención que en el resto del local hay muchos cuadros e imágenes y en este se hayan olvidado de dar esa continuidad a este espacio.  En tonos blancos y  amarillo anaranjado el baño luce una limpieza perfecta. Aconsejamos que algún cuadro o imagen decore este espacio.

 

Si te ha gustado, compártelo

Restaurantes